Después de la moda de los Angry Birds, y del iPad como diana de tiro, los sesudos arquitectos y diseñadores del “iPad sirve para todo” se atreven con la versatilidad del iPad para conectarlo a impresoras, tarjetas y cajas registradoras.

ShoreTell es el primer y único soporte universal diseñado para el iPad y el iPhone que combina todas las aplicaciones del negocio integradas desde el dispositivo. Ahora, convertiremos el iPad en una centralita, un receptor de llamadas de un negocio, empresa o badulaque que sirve para recoger llamadas con calidad de sonido, enviar mensajes, simplemente pulsando la pantalla.

square up 2

El aprovechamiento de las capacidades visuales del iPad es total, ya que permite ver nítidamente los contactos, mensajes, y poder interactuar con toda la información de los contactos mejor que con el display de cualquier teléfono-centralita. Está previsto que el dock aparezca en el tercer trimestre de 2013, al precio de 349$, lo que no se si será compatible con el iPad5.


Fast Tube by Casper

Squareup es otra forma de convertir el iPad en un terminal punto de venta (TPV). El diseño de este accesorio para empresarios es sencillo y muy bonito. El iPad está montado sobre una base que puede girar la tableta para poder efectuar la firma del cliente después del pago con un lector de tarjetas en la parte frontal, sin trampas ni cartón.

El dock se conecta de manera rápida y fácil a una impresora de recibos, una impresora doméstica, una caja registradora y un escáner de código de barras. El soporte se puede inclinar para una mejor visualización y se gira 180º. La empresa, como en el caso de los datáfonos, quiere sacar negocio del porcentaje de ventas y propone dos soluciones a los empresarios, bien un gravamen del 2,75% por venta o una tarifa mensual de 275$.

Otra solución más para el cobro en punto de venta.